Acoso escolar y la unión de grupo


La Psicología es la ciencia que estudia la conducta y los procesos mentales, tratando de describir y explicar cualquier aspecto del pensamiento, el sentimiento, la percepción y la conducta. Uno de los campos más apasionantes para mí, aparte de la psicopatología, es la psicología social, cómo nos comportamos en grupo, qué diferencias hay de unas culturas a otras y por qué.

Acabo de redescubrir a Leonard Berkowitz
en este libro al que le tengo tanto cariño y que me ha acompañado tantos años: El animal social, un título muy sugerente que precisamente viene a introducir el tema del que hoy quiero hablar: la agresividad humana versus el altruísmo.

Psicología de la atracción


Psicólogos de todo el mundo estarían encantados de hablar sobre esto, después de leer estudios que muestran cómo por miedo, odio o prejuicio las personas pueden privarse unas a otras de sus derechos civiles, robarse la libertad o incluso destruirse.

Pero ¿hay algún modo de disminuir la agresión y estimular a las personas para que asuman responsabilidades por el bienestar del prójimo? Vamos a ver qué factores provocan el afecto en las personas.

Acoso escolar, origen y desarrollo


Una de las cosas que más me apasionan es saber el por qué de las cosas. Creo que esa etapa de mi niñez me quedó muy marcada. Había demasiadas incógnitas y misterios por resolver que me mantenían en pie y lista para preguntar, de nuevo, por qué, hasta agotar a mis padres.

Pero el caso es que sigo preguntándome el por qué de muchas cosas y algunas respuestas he encontrado. En el tema del acoso escolar me preguntaba qué factores estarían incidiendo en que hayamos permanecido y sigamos permaneciendo, por más tiempo del deseable, en esa pasividad que nos hace cómplices y que no está consiguiendo parar esta conducta humana para sustituirla por la colaboración y el altruísmo.