El trabajo en equipo



Cuando desconectamos de nuestro mundo interior de sensaciones corporales, de pensamientos y de emociones, esto nos lleva a diferentes problemas como la desconexión con los demás y como consecuencia la soledad. Cuando nos dejamos arrastrar por este mundo interior también tenemos problemas como creer que estamos enfermos con cualquier sensación corporal, como dejarnos llevar por nuestros pensamientos negativos y que no se ajustan a la realidad, o como dejarnos arrastrar por un sentimiento de tristeza creyendo que nos muestra toda la verdad de nosotros o de nuestro entorno. La conexión sería ese punto medio en el que somos capaces de dar espacio a esos tres elementos para que sucedan con fluidez, además somos capaces de observarlos con la suficiente distancia y de relativizarlos con flexibilidad, de esta manera podemos tomar las decisiones necesarias en cada momento y así desarrollar un buen trabajo en equipo.